logo 05 b

BANCARIOS: MARTES Y MIÉRCOLES HABRÁ DIFICULTADES EN EL SERVICIO

BANCARIOS: MARTES Y MIÉRCOLES HABRÁ DIFICULTADES EN EL SERVICIO

DOMINGO 25 DE MARZO/2018
EL INFORMATIVO
Así lo adelantó el pasado viernes el secretario adjunto de la Asociación Bancaria de Resistencia, Jorge Díaz.

Desde este martes los trabajadores chaqueños iniciarán un plan de lucha que arrancará con la realización de asambleas en las entidades, antes del fin de semana largo. Además, adelantaron otras posibles medidas de fuerza para los primeros días de abril. Será complicado para los clientes bancarios tener acceso a servicios durante los únicos tres días hábiles que tendrá la semana que se inicia, como consecuencia de un conflicto que se avecina entre la patronal y los empleados del sector.

Es que, desde este martes y miércoles, trascendió que durante las dos últimas horas de atención al público, habrá asambleas a puertas cerradas en los bancos de nuestra provincia. Así coincidieron las fuentes cercanas a la Asociación Bancaria de Resistencia.

Un documento emitido este sábado por el secretario general del gremio nacional, Sergio Palazzo, confirmó la medida de fuerza y la vez advierte de un paro nacional del sector una vez superado el fin de semana largo.

En el posicionamiento gremial se denunció que los bancos y el gobierno nacional “echan nafta al fuego” cuando se autoriza a abonar un 7% de aumento retroactivo al uno de enero.
Los bancarios argumentan que “hacer esto, no sólo vulnera la Ley por quienes en vez de respetar el funcionamiento de la comisión paritaria son funcionales al interés empresario”.

Critican que no consideran los derechos adquiridos como las compensaciones anuales de enero y del Día del Bancario, o desestiman las propuestas gremiales de tomar en cuenta los índices de precios al consumidor (24,8% de 2017) y la proyección superior al 20% para este año.

Asimismo, la Asociación Bancaria reitera que los bancos deben respetar el fallo judicial de pagar mes a mes lo establecido en el artículo 2° del acuerdo salarial 2017, pues a falta de otro, “ese acuerdo está vigente”. Esto es, aplicar la “cláusula gatillo” al 1,8% del alza del índice de precios registro en enero, y al 2,4 registrado en febrero, y luego los meses subsiguientes si que no existe un nuevo acuerdo.